Canal RSS

Archivo de la etiqueta: laurel

Receta de arroz caldoso con gambas (o langostinos o gambones) y almejas.

Aunque este año el otoño – invierno, no está trayendo el frio esperado, hoy me ha apetecido cocinar algo calentito ya que anoche, estuvimos buscando un bar (donde unos amigos celebraban un cumple) bastante rato y hoy me encuentro algo destemplado.

Además, los findes me gusta cocinar arroz, así que elegir la receta, ha sido muy sencillo.

El resultado de mi arroz caldoso es el que veis en la foto.

arroz caldoso con gambones y almejas

arroz caldoso con gambones y almejas

Ingredientes (para dos)

  • Arroz bomba.
  • Gambones, gambas o langostinos (3 o 4 por persona, o la cantidad ponla tu).
  • Almejas (igual que el anterior).
  • Medio puerro.
  • Medio pimiento rojo.
  • Un tomate madurito.
  • 1 cebolla mediana.
  • 1 hoja de laurel.
  • 4 dientes de ajo.
  • Pimento dulce (una cucharada).
  • Aceite.
  • Sal.
  • Perejil.
  • Cilantro.

Modo de preparación.

Bueno vamos al asunto, que esta receta que aquí nos trae, es un poquito laboriosa, eso sí, el resultado es una maravilla, ya que vamos a obtener un arroz muy sabroso.

Esta receta la podemos dividir en tres partes:

  • Cocinar el caldo.
  • Cocinar el sofrito.
  • El desenlace o como cocinar un arroz caldoso buenísimo.

Cocinar el caldo y el sofrito, lo podemos hacer de forma paralela, pero no vamos a poder acometer la cocción del arroz, sin pasar por estas dos.

Lo primero que vamos a hacer es preparar los diversos ingredientes para su posterior cocinado.

Vamos a coger el medio puerro y lo vamos a cortar a rodajas de más o menos 2 cm, 3 dientes de ajo, los cortamos en laminas, la cebolla la picamos en juliana, y el tomate (recuerda pelarlo antes de cortarlo) y el medio pimento rojo los cortamos a taquitos y reservamos todo.
Ahora tenemos que elegir si pelamos las gambas o no. A mí las gambas me gusta dejarlas con la piel, pero lo ideal en esta receta es pelarlas antes de cocinarlas.  Bueno, para hacer el caldo, vamos a necesitar las cabezas y las pieles de las gambas, así que vayas a dejar las gambas con piel o sin piel, vas a tener que pelar por lo menos un par y sacarles el intestino (haz un corte en la parte superior y tira del hilito negro), y una vez hecho esto, reserva las cabezas y las pieles.

Para preparar el caldo, tenemos que poner en una cazuela una hoja de laurel, la mitad del tomate picado, un diente de ajo entero, el puerro cortado en rodajas, las cabezas y pieles de las gambas (o langostinos o gambones) y todo ello lo espolvoreamos con perejil. Añadimos agua, lo ponemos al fuego y lo dejamos 30 minutos.

Para preparar el sofrito, ponemos una sartén con aceite en el fuego y cuando este esté caliente, añadimos la cebolla, la dejamos unos minutos y añadimos el ajo laminado, unos minutos después, añadimos el pimiento rojo cortado a taquitos, y unos minutos después, añadimos  el medio tomate picado que nos queda.

Lo dejamos unos 15 minutos al fuego y añadimos una cucharada (de café) de pimentón dulce, revolvemos y al minuto retiramos todo del fuego.

Ahora tenemos que pasar todo esto por la batidora, así que el sofrito que hemos preparado, lo pasamos al recipiente de la batidora añadiendo también un poquito del caldo que hemos preparado. Lo batimos todo bien intentando que no queden tropezones.
En la sartén que hemos preparado el sofrito, añadimos un poquito de aceite y el arroz pochando este unos minutos. Pasados estos minutos, añadimos el sofrito ya triturado, las almejas y las gambas, sazonamos y ponemos al fuego añadiendo el caldo que hemos preparado conforme se vaya consumiendo, de manera que el arroz este siempre caldoso.

Déjalo al fuego el tiempo necesario, y ve probándolo ya que este arroz se pasa muy rápido. Es conveniente sacarlo cuando este un poquito duro.
Una vez lo has sacado y unos minutos antes de servirlo, espolvoréalo con un poquito de cilantro, que le da un toque genial. Yo al mío, no le he añadido el cilantro ya que a Ana no le gusta y no me ha dejado.

Nada más por hoy amigos. No es que Michael Jackson sea santo de mi devoción, pero hay que reconocer que algunos discos de los Jackson 5 son autenticas joyas, y hoy mientras cocinaba, he disfrutado de ellos, así que aquí os los dejo.

Anuncios

Receta de espagueti negros con sepia y chipirones.

La pasta me encanta, porque es sabrosa, rápida y creativa, ya que te permite sobre un producto base, poder realizar múltiples variantes.

Así que este sábado pasado, cuando he visto unos espagueti negros (spaguetti nero di sepia) he decidido que los iba a comer y en seguida, me han venido los ingredientes a la cabeza.

El resultado de mis espagueti negros es el de la foto.

Receta de espagueti negros picantes con sepia y chipirones.

Receta de espagueti negros picantes con sepia y chipirones.

Ingredientes:

  • 200 gr. de espagueti negros (espagueti con tinta de sepia o spaguetti nero di sepia).
  • 1 sepia mediana
  • 6 chipirones medianos
  • 3 dientes de ajo (esto al gusto en función de si te gusta o no)
  • Cayena
  • Orégano
  • Laurel
  • Sal
  • Aceite

Preparación.

Lo primero que tenemos que hacer es ponernos algo cómodo, pinchar un poquito de música y servirnos algo de beber, veras como así se cocina mucho  mejor y más a gusto.

Una vez que ya estamos dispuestos, nos toca empezar y lo primero que vamos a hacer, es limpiar la sepia y los chipirones.

La sepia, generalmente se vende ya limpia y únicamente nos toca localizar el “ojo”, cortarlo y lavarla bien. Una vez realizado esto, nos toca limpiar los chipirones, Ana, es toda una experta en esta labor ya que lo hace muy bien y rápido y seguro que ella os lo podría contar mejor que yo, pero básicamente solo tenemos que quitarles la piel y las aletas, sacarles las tripitas y esqueleto (en la parte central, tranquilo, que tirando un poquito sale todo de una pieza), darles la vuelta, eliminar cualquier cosita que no tenga buen aspecto y lavar bien bajo el grifo.

Cuando tenemos limpia la sepia, la troceamos al gusto. Con los chipirones, puedes hacer lo mismo, aunque yo he preferido dejarlos de una pieza.

Una vez tenemos la sepia y los chipirones limpios y troceados, ponemos una sartén en el fuego (el fuego que este muy vivo), vertemos el aceite y cuando este esté caliente, añadimos la sepia, los chipi, el ajo troceado y un par de cayenas de que le va a dar un gustito picante fabuloso.

Mientras tanto en una sopera, pon agua, con sal y una hoja de laurel y al fuego. Cuando comience a hervir, añades la pasta y la cocinas hasta que este al dente.

Cuando ya tenemos la pasta al dente, la escurrimos y refrigeramos y tras esta operación, añádela al sofrito de chipirón, sepia, ajo y cayena y mezcla bien para que el picor de la cayena impregne bien la pasta y se mezclen bien todos los sabores e ingredientes, y el plato ya lo tienes.

Preséntalo bien, y a disfrutar.

Mientras hemos estado cocinando, hemos estado escuchando a la Velvelettes, uno de los tesoros de la Motown. Disfrutadlas.

Receta de mi caldo de pescado para arroces, paellas, etc.

Cada vez que me veo en la tesitura de cocinar una arroz con pescado o una paella, me gusta preparar mi propio caldo, ya que considero le da un toque especial.

Esta receta que aquí os presento, es la más básica y puede complementarse con la cabeza de algún pescado y así tendrá más sabor.

Ingredientes

  • La piel y cabeza de (por lo menos) 4 gambas
  • 1 cebolla pequeña
  • 1 tomate maduro
  • 1 puerro
  • 1 patata
  • 2 hojas de laurel
  • Perejil
  • Aceite
  • Sal

Modo de preparación

  1. Como siempre, preparamos todos los ingredientes:
    Pelamos las gambas y reservamos por un lado la gamba y por otro la piel de la mismas y reservamos.
    Pelamos la cebolla y la partimos en 4 gajos y reservamos.
    Pelamos el tomate (puedes escaldarlo primero y te resultara más sencillo) y lo cortamos a taquitos y reservamos.
    Limpiamos el puerro si es necesario y lo cortamos en rodajas de unos 2 cm y reservamos.
    Pelamos la patata y la cortamos en varios trozos y reservamos.
  2. Ponemos todos los ingredientes en una cazuela, le añadimos un chorro de aceite y un poco de sal y rellenamos con agua.
  3. ponemos la hoya en el fuego y la dejamos 30 minutos desde el momento en que alcance el hervor y pasado ese tiempo, ya tienes el caldo preparado.