Canal RSS

Receta de cupcakes de vainilla que por falta de tiempo se quedaron en magdalenas o muffins.

Llevo unos días que allá donde voy me encuentro con cupcakes, muffins y magdalenas, ya sea en cafeterías, tiendas de comida rápida (y sana), librerías etc. Así que me empecé a interesar en estos postres y decidí probar con una receta, a ver qué tal se me daba. El caso es que al final, por falta de tiempo, no pude terminarla como merecía. No obstante, el resultado sigue siendo espectacular, así que os animo a realizarla ya que merece la pena.

El resultado de mi receta es el que veis en la foto.

Receta de cupcake de vainilla que por falta de tiempo se quedaron en magdalenas o muffins

Receta de cupcake de vainilla que por falta de tiempo se quedaron en magdalenas o muffins

Ingredientes

  • Media taza de mantequilla
  • Una taza y media de azúcar
  • Dos tazas de harina
  • Una cucharada y media de levadura (la cucharada de café)
  • 1/8 de cucharada de sal (la cucharada de café)
  • Una taza de leche
  • Media vaina de vainilla
  • Cuatro claras de huevo.

Modo de preparación

  1. Abrimos la vaina de vainilla por el medio y sacamos las semillas con una cuchara. Es muy parecido a sacar la pulpa de un pimiento choricero. Añadimos las semillas a la leche, revolvemos bien con un chuchara y reservamos.
  2. Ponemos una cazuela en el fuego y añadimos la mantequilla. Con el calor se ira derritiendo. Una vez sea líquida, la sacamos del fuego, la vertemos en un bol y reservamos hasta que quede a temperatura ambiente. Llegado ese momento, batimos durante 30 segundos para que quede suave.
  3. Montamos las claras de huevo a punto de nieve y reservamos.
  4. Mezclamos la mantequilla con el azúcar, batimos a velocidad media hasta que quede suave y esponjosa la mezcla.
  5. Por otro lado, mezclamos la harina, la sal y la levadura y reservamos.
  6. Añadimos alrededor de un tercio de los ingredientes secos (harina, sal y levadura) y de la leche a la mezcla de la mantequilla y el azúcar y revolvemos bien hasta que nos quede una masa homogénea. Vamos repitiendo la operación hasta que hayamos mezclado los ingredientes secos y húmedos.
  7. Mezclamos las claras con la masa obtenida anteriormente y mezclamos bien hasta que volvamos a tener una masa homogénea.
  8. Añadimos la masa a una manga pastelera y rellenamos los moldes hasta la mitad.
  9. Horneamos durante 25 minutos a 180º. Pasado estos 25 minutos, sacamos los cupcakes del horno y dejamos enfriar en una bandeja de rejilla (para que se aireen) y ya tenemos cocinada la base para unos riquísimos cupcakes.

Notas

  • Con estas cantidades, me salieron una docena y media. El tamaño fue el de las magdalenas “de toda la vida”, si quieres menos cantidad, puedes dividir todas ellas por 2.

Un comentario »

  1. Pingback: Receta de frosting de chocolate blanco y vainilla para cupcakes solitarios. « La tasca de Anita

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: