Canal RSS

Archivo mensual: marzo 2011

Receta de solomillo de cerdo caramelizado en zumo de naranja

Últimamente, cuando he enseñado este humilde blog por ahí, me dicen que solo pongo recetas de arroz y de pasta, y la verdad es que falta de razón no tienen, así que me he animado, con una receta que me encanta, súper sencilla y que por algún extraño motivo no la había puesto aquí.

El resultado de mi receta es el que veis en la foto.

Receta de solomillo de cerdo caramelizado en zumo de naranja

Receta de solomillo de cerdo caramelizado en zumo de naranja

Ingredientes (para dos)

  • 1 solomillo de cerdo majo
  • 1 cebolla grande
  • 5 cucharadas soperas de azúcar moreno.
  • 1 vaso de zumo de naranja natural
  • Aceite
  • Sal
  • Pimienta

Modo de preparación

  1. Vamos a preparar todos los ingredientes, para esta receta, únicamente tenemos que cortar la cebolla y reservar. Exprimimos unas naranjas hasta obtener un vaso de zumito.
  2. Ponemos aceite en una olla y una vez este caliente doramos el solomillo previamente salpimentado en él. Cuando lo tengamos dorado, sacamos el solomillo de la olla y reservamos.
  3. Añadimos a la cazuela la cebolla que hemos cortado previamente. Dejamos que se dore en el mismo aceite del solomillo.
  4. Una vez dorada la cebolla, añadimos 5 cucharadas de azúcar moreno. Conforme el azúcar vaya alcanzando calor, se empezara a volver líquido. Revolvemos un poquito con la cuchara de palo para que los ingredientes se mezclen bien.
  5. Añadimos el solomillo a la cazuela y vertemos el vaso de zumo de naranja natural. Reducimos el fuego y tapamos la cazuela y dejamos que se cocine durante media hora.
  6. Pasada la media hora, retiramos de nuevo el solomillo y dejamos que se enfríe unos minutos, pasados estos minutos, cortamos el solomillo en medallones.
  7. Servimos el solomillo con la cebolla ya caramelizada por encima y a disfrutar de este plato.

Receta de cupcakes de vainilla que por falta de tiempo se quedaron en magdalenas o muffins.

Llevo unos días que allá donde voy me encuentro con cupcakes, muffins y magdalenas, ya sea en cafeterías, tiendas de comida rápida (y sana), librerías etc. Así que me empecé a interesar en estos postres y decidí probar con una receta, a ver qué tal se me daba. El caso es que al final, por falta de tiempo, no pude terminarla como merecía. No obstante, el resultado sigue siendo espectacular, así que os animo a realizarla ya que merece la pena.

El resultado de mi receta es el que veis en la foto.

Receta de cupcake de vainilla que por falta de tiempo se quedaron en magdalenas o muffins

Receta de cupcake de vainilla que por falta de tiempo se quedaron en magdalenas o muffins

Ingredientes

  • Media taza de mantequilla
  • Una taza y media de azúcar
  • Dos tazas de harina
  • Una cucharada y media de levadura (la cucharada de café)
  • 1/8 de cucharada de sal (la cucharada de café)
  • Una taza de leche
  • Media vaina de vainilla
  • Cuatro claras de huevo.

Modo de preparación

  1. Abrimos la vaina de vainilla por el medio y sacamos las semillas con una cuchara. Es muy parecido a sacar la pulpa de un pimiento choricero. Añadimos las semillas a la leche, revolvemos bien con un chuchara y reservamos.
  2. Ponemos una cazuela en el fuego y añadimos la mantequilla. Con el calor se ira derritiendo. Una vez sea líquida, la sacamos del fuego, la vertemos en un bol y reservamos hasta que quede a temperatura ambiente. Llegado ese momento, batimos durante 30 segundos para que quede suave.
  3. Montamos las claras de huevo a punto de nieve y reservamos.
  4. Mezclamos la mantequilla con el azúcar, batimos a velocidad media hasta que quede suave y esponjosa la mezcla.
  5. Por otro lado, mezclamos la harina, la sal y la levadura y reservamos.
  6. Añadimos alrededor de un tercio de los ingredientes secos (harina, sal y levadura) y de la leche a la mezcla de la mantequilla y el azúcar y revolvemos bien hasta que nos quede una masa homogénea. Vamos repitiendo la operación hasta que hayamos mezclado los ingredientes secos y húmedos.
  7. Mezclamos las claras con la masa obtenida anteriormente y mezclamos bien hasta que volvamos a tener una masa homogénea.
  8. Añadimos la masa a una manga pastelera y rellenamos los moldes hasta la mitad.
  9. Horneamos durante 25 minutos a 180º. Pasado estos 25 minutos, sacamos los cupcakes del horno y dejamos enfriar en una bandeja de rejilla (para que se aireen) y ya tenemos cocinada la base para unos riquísimos cupcakes.

Notas

  • Con estas cantidades, me salieron una docena y media. El tamaño fue el de las magdalenas “de toda la vida”, si quieres menos cantidad, puedes dividir todas ellas por 2.